Miles marchan en varias ciudades para pedir el fin de la violencia contra las mujeres